Twitter del autor

Tumblr del autor

jueves, 13 de noviembre de 2014

Interstellar

Lo último del señor Christopher Nolan (y obvio que de Jonathan también) sorprende una vez más a la audiencia con críticas a favor y en contra, fanáticos y contras, aquellos que buscan defectos y los que los defienden y explican a muerte, dejando todo eso de lado, la película es excelente.

Como toda película de Nolan se sabía muy poco de la trama antes de ir al cine, y los trailer posteriores al teaser de hace un año dejaban ver más de lo que algunos queremos en una película de este tipo. Por supuesto que nada de eso es evitable, ante un nuevo trailer la acción más normal es verlo, sobre todo si nos interesa la película. Pero es distinto ir a ver la peli con solamente "es de Nolan, es Ciencia ficción y es en el espacio" a tener ya idea de la historia.

Dicho esto, no voy a ni dar detalles ni discutir algún punto que pudiera estar en tela de juicio en cuanto a su veracidad o posibilidades reales, ni tampoco discutir teorías.

Simplemente diremos que la peli se desarrolla en una Tierra deteriorada por el propio hombre, en la que un grupo deberá buscar soluciones a nuestros problemas (sobre todo alimenticios) en el espacio y que, como muchos saben, la cinta aborda la teoría de la relatividad y los viajes espacio-tiempo.

En este planteo encontramos a Cooper, el personaje de Matthew McConaughey, un ingeniero y piloto devenido en granjero ya que en este futuro los granjeros pasan a ser pilar fundamental en el desarrollo de la población debido a la mencionada carencia de alimentos. Cooper (es muy difícil escribir McConaughey) vive con sus dos hijos (Tom y Murphy) y su suegro. Cooper deberá viajar al espacio en dicha misión para salvar nuestra raza.

Las relaciones entre la familia, su contacto con el mundo exterior, sus virtudes y diferencias están planteadas de forma impecable y se destaca sobre todo la pequeña niña, Murphy (Mackenzie Foy). La película lleva buena parte en marcar al espectador estos rasgos de los personajes y sin dudas uno se mete en la película todo el tiempo, ninguno de los actores en toda la cinta resulta molesto ni de nivel bajo, incluso algunos actores que uno piensa "qué hace fulano en una película de Nolan?" no nos dan ningún momento para quejarnos, en ese sentido todas las actuaciones están más que bien. Mención aparte para los dos robots, excelente!

Una vez en el espacio la trama nos muestra qué es lo que pasa tanto allí como en la Tierra, lo cual también está muy bien generando tensiones sin exageración. No se engañe, si bien la película tiene toques de Ciencia ficción, en realidad es un poderoso drama de relaciones humanas con mensajes fuertes sobre la condición humana, la capacidad del bien y del mal, los valores, el deterioro de nuestro planeta por los propios hombres, la política y principalmente el amor.

Los efectos especiales están sin duda muy bien, el sonido acompaña de maravilla ayudando a ambientar en todo momento y la banda sonora es realmente impecable a cargo, por supuesto, de Hans Zimmer.

Como no quiero dañar la experiencia solamente diremos que la película, de casi tres horas de duración, no decae en ningún momento, mantiene en atención al espectador y tiene grandes actuaciones y una brillante banda sonora. Más allá de si existió tal o cuál error, la película es eso, una película, una experiencia cinematográfica a destacar este año. Buen guión, buena historia, buenas actuaciones y muy original. Por más que sea fácil saber por dónde viene la mano en pocos minutos de cinta, cuando llega el momento de la verdad, está tan bien planteado y ambientado que nos complace y emociona como si no supiéramos de qué iba.

Si le gusta Nolan, si le gusta el espacio, si le gusta la Ciencia ficción, si le gusta el drama, o simplemente si le gusta el buen cine, vaya sin dudarlo a ver esta excelente película. SALUD!

No hay comentarios: